Destacados

Recomendaciones en casa en tiempos de coronavirus

¡Qué extraña y cambiante puede ser la vida! ¿no? Por eso hoy le traigo recomendaciones en casa en tiempos de coronavirus.


Recomendaciones en casa en tiempos de coronavirus


Hasta hace apenas dos semanas, para muchos de nosotros, el tema que hoy está en boca de todos, el coronavirus, era tan lejano, tan ajeno, me incluyo en ese porcentaje, sin embargo ya todo cambió. Hoy ya muchos países se encuentran bajo recomendaciones de cuarentena voluntaria o cómo han querido decirlo en una expresión tal vez menos dura. quedarse en casa.

Es por eso que aquí, hoy, conoceremos algunas recomendaciones específicas para afrontar esta condición, mientras los expertos consiguen solución y los gobiernos van sobrellevando la emergencia sanitaria sin colapsar sus sistemas de salud.

Ámbito psicológico-mental Para muchos esta situación sanitaria de emergencia mundial resultó un balde de agua fría, la gente no se esperaba este tipo de situación y mucho menos tener que afrontarlo desde casa.

He leído a personas que se expresan del "quedarse en casa" como un encierro, una cárcel, sin embargo lo primero a considerar es el enfoque que le puedes dar a la situación con todo y lo generador de incertidumbre que puede resultar.

Tú decides si lo ves como una catástrofe o como una oportunidad para poner al día situaciones o proyectos que estaban en espera. Sé que la situación no es para nada fácil, el "tener que permanecer en casa", pero puede ser una tremenda oportunidad para revisar procesos personales.

Claro, con todo esto y producto de la sobreinformación de material en la red respecto al coronavirus, la ansiedad y el miedo pueden apoderarse de nosotros. Entonces para poder enfrentar esto existen algunas recomendaciones para manejarlo.

Recomendaciones en casa en tiempos de coronavirus

Estrés, irritabilidad, cambio de humor, pensamientos repetitivos fatalistas, nerviosismo, dificultad para dormir, problemas para realizar labores. Estas son algunas de las expresiones de ansiedad que comúnmente se pueden observar. Para evitar esto:

-Identifica el tipo de pensamientos, así como la veracidad de estos. ¿En que se sustentan? ¿son reales o tú solo crees que es así?

- Reconoce tus sentimientos y emociones y acéptalos como algo humano.

- Conversa tus temores con tus seres queridos. Muchas veces existen los mismos temores y cuando se conversa se logra disminuir el poder de ellos sobre nosotros.

- Documéntate. Uno de los mayores errores de las personas cuando existe una enfermedad o dolencia es no conocer la verdad sobre esta. Busca información de fuentes fiables, sigue las recomendaciones de los expertos y asúmela como una situación que hay que afrontar y que superaremos.

- No des paso a la sobreinformación, infórmate sí que esto represente las 24 horas de tu día.

- Procura llevar una vida normal dentro de casa en la medida de las posibilidades. Sin duda es una situación alarmante, pero podemos contar con amigos y familiares para superarlo, y todos estamos bajo el mismo sol.

Ámbito social

Esta área o ámbito estará un poco más restringida debido al hecho de la prevención. Justamente el "quedarse en casa" señala la necesidad de autoaislarse para prevenir contagios del virus. Sin embargo, es importante:

- Mantener el contacto por las redes sociales, las vías de comunicación conocidas como llamadas, mensajes, emails con aquellas personas que nos importan y con las que queremos mantener el contacto.

- Esta resulta una oportunidad enorme para hacer uso adecuado de la tecnología y los dispositivos. Coordinar video llamadas, actividades grupales virtuales, karaokes o bingos virtuales, entre otras acciones. Pueden ser positivas siempre que genere y se promuevan emociones positivas, no sentimientos fatalistas o apocalípticos.

- Participar en juegos en línea, grupos sociales virtuales que se forman con fines específicos también pueden ser positivos en esta época.

Ámbito familiar

Estar en casa como familia puede fortalecer enormemente los lazos y los pensamientos positivos en relación a un aspecto tan difícil como esta emergencia mundial.

- Dedicar tiempo del día a conversar sobre lo que se está viviendo y cómo se están sintiendo como integrantes de la familia

- Crear actividades en casa donde participen todos y puedan pasar tiempo juntos: juegos de mesa, actividades manuales o simplemente mirar la televisión.

Ámbito personal

Resulta una oportunidad de oro para sacar adelante diferentes proyectos o actividades que han quedado detenidos por el mal de nuestra época: no tener tiempo. Dedicarte tiempo nunca estará de más.

- Construye una rutina flexible o un horario que te permita mantenerte ocupado, en este puede incluir actividades físicas, mentales, entre otras.

- Realice ejercicios en algún espacio cómodo de su casa. Abdominales, flexiones, sentadillas o aquel que le permita mantenerse activo. Por supuesto esto puede incluir sesiones de baile, coreografías seguidas de algún canal de YouTube, etc.

- Realice actividades que le gusten y que le mantengan ocupado: leer los libros que ha dejado pendientes, buscar libros digitales o en línea para ocuparse, escribir un diario, dibujar, pintar, cantar, bailar, tejer.

- Retome proyectos que estaban estancados y que había dejado para después: reparar algún mueble, pintar algún área de la casa, comenzar a cultivar plantas.

- Ordene los diferentes lugares de su hogar. Para esto puede contar con su sentido común u orientarse con las recomendaciones de la famosa Maríe Kondo.

- Aproveché al máximo las redes sociales y el internet para aprender idiomas. En este caso aprender español online, conocer nuevas personas, potenciar alguna habilidad que tenga a través de cursos online.

- Póngase al día con las series o programas de televisión preferidos. Es el momento ideal para ver canales de cable o netflix..

- Busque recetas nuevas y póngalas en práctica en la comodidad de su cocina. Es un excelente momento para practicar, aprender y deleitar a los seres queridos con nuevos platos.

- Infórmese pero no se sature, la sobreinformación puede llevarlo a comenzar a sufrir de mayores cuadros de incertidumbre.

Recuerde: todo esto pasará. Usted define como quiere atravesarlo, con una actitud proactiva o con miedo y ansiedad constante ante lo que no podemos controlar. ¡Ánimo, de esta saldremos!

Luddey Flórez
Psicóloga y profesora de español.

0 comentários:

Publicar un comentario